Cuando un árbol perece

Cuando un árbol perece

CUANDO UN ÁRBOL PERECE

20aq7hl

Cuando un árbol muere

se ausentan melodías;

se esconden los ecos del otoño

en hojas pardas desvaídas.

♥♥♥♥♥♥♥

Cuando un árbol es arrancado

por manos ruines;

se apagan los cantares del alba

y aparcan en el sendero

sentimientos viles.

♥♥♥♥♥♥♥

No destruyas, oh, hombre

el asidero de las aves;

no derrumbes la esperanza

del poeta, que vislumbra

en la copa de una acacia

el verso que aflora, y tú no sabes.

♥♥♥♥♥♥♥

Cuando un árbol perece,

los nidos que albergaba

se estremecen en una lenta muerte.

Y sopla la brisa leve

sobre sus hojas que desmayan.

♥♥♥♥♥♥♥

Oh, anciano jardinero

detén el hacha de tus manos,

y piensa por un instante

en el sabio silencio del árbol;

que te implora en el susurro

de sus verdores

que lo dejes vivir a la orilla del camino,

para mostrarte apacible y manso

el encanto de sus flores.

signature_6

De mi Libro

“Por los bosques del silencio”

20aq7hl

Derechos reservados

Safe Creative Cta. 1006080193112

Navidad junto a ti

 

Navidad junto a ti

NAVIDAD JUNTO A TI

14dheol

Árbol de navidad

de azules matices…

dulce símbolo

de tus pasos

en mis umbrales,

de tu sonrisa,

oh, vuelo de mariposa;

hoja blanca

de mi añorado invierno.

♥♥♥♥♥♥

Hoy mis miradas

hurgaron

tu tibio rincón…

el buen gusto

de tus manos

afloraba

en ese halo de misterio

que dejan tus huellas.

♥♥♥♥♥♥♥

Tu nido nuevo

de esperanza

y libertad.

Hija amada,

hoy visité

tus sueños;

tu claridad

infinita,

tu delicado

espíritu,

que canta…

que tiene anhelos

de un mañana,

como yo junto a ti,

en esta navidad

de champagne

y ríos de alegría.

2ch8gtg

Dedicado a mi amada hija Stephanie

en la Navidad del año 2,015

14dheol

Derechos reservados

Safe Creative Cta. 1006080193112

Al milenario de América

 

Al milenario de América

AL MILENARIO DE AMÉRICA

3612561zz

Oh árbol milenario,

sublime amigo,

abatido por décadas

de vientos y lluvias.

♥♥♥♥♥♥♥

Soledad estoica

es el escudo de tu silencio,

que abarca tus raíces

aferradas al vientre

de la tierra madre,

y trepa sutilmente

hasta besar tus ramas.

♥♥♥♥♥♥♥

Cientos de años

fueron mudando tus hojas;

verdes de veranos santos

y pródigos en luz;

quemadas y pardas

por el aliento del otoño.

♥♥♥♥♥♥♥

¡Cuánta sombra generosa

derramaste

a miles de peregrinos

que descansaron

bajo tu abrazo amante!

♥♥♥♥♥♥♥

¡Oh árbol milenario

regado por las lágrimas

del tiempo,

hoy en tu vejez

yaces olvidado!

♥♥♥♥♥♥♥

Fuiste inspiración de poetas,

y tu frondosa copa

destiló versos al aire.

Susurro mañanero

de tus ramas en la brisa

fue compañía de los caminantes.

♥♥♥♥♥♥♥

Aroma de humedad silvestre

despiden tus vetas amargas

después de dos mil años

de ser sombra y abrigo.

♥♥♥♥♥♥♥

Oh árbol añejo,

ya nadie pasa

por el camino polvoriento,

donde tú agonizas solo y vencido.

♥♥♥♥♥♥♥

Ya tus ramas grises

se tambalean en el viento,

donde las aves del cielo

no han vuelto a tejer sus nidos.

♥♥♥♥♥♥♥

A ti elevo mis respetos

Oh ilustre caballero,

príncipe de campo abierto,

a ti, que en soledad te mueres,

oh árbol que amaste en silencio.

descarga (2)

 

Dedicado al árbol más ancho del planeta. Es el ahuehuete o ciprés mexicano,una especie originaria de América del norte. Su tronco puede alcanzar diámetros inmensos, y suelen vivir 2,000 años de edad.

♥♥♥♥♥♥♥

De mi Libro“Por los bosques del silencio”

Derechos reservados

Safe Creative Cta. 1006080193112

Regalo de papá

Regalo de papá

Regalo de papá

2hpj8z4

Muñeca atesorada

en mis recuerdos…

la cuido como a mi vida;

obsequio de mi padre,

para mi otoño en puertas.

♥♥♥♥♥♥♥

Llegó en el ocaso

de mis años,

cuando ya no la esperaba.

Hoy vuelve envuelta en nostalgias,

una tarde de verano.

♥♥♥♥♥♥♥

Mi padre me esperaba en una esquina

con sus pasos vacilantes

y frágiles;

y en sus manos traía

su escogido regalo.

♥♥♥♥♥♥♥

Una muñeca de porcelana

y la ternura de sus palabras.

Parecía que ya había anochecido

en mi vereda;

¡pero fui tan niña!

que se alborozó mi alma.

No pude ocultar mi alegría…

Papá no lo sospechaba,

pero esa muñeca

la esperé cincuenta años;

y llegó entre albricias

y lágrimas

junto a los abrazos de papá

que colgaban del árbol

del tiempo derramado.

♥♥♥♥♥♥♥

Y los años cayeron del calendario

y mi padre ya no está.

Pero esa muñeca entrañable

está allí…

guardada en un armario.

♥♥♥♥♥♥♥

A veces la mimo

con mis ojos y mis manos

y en silencio me recuerda

que fue la única muñeca

que recibí de papá;

y entre suspiros se acerca

mi lejana orfandad.

2ch8gtg

De mi poemario

“Fragancia espiritual”

♥♥♥♥♥♥♥

Derechos reservados

Safe Creative Cta. 1006080193112