A tu regreso

A tu regreso

A TU REGRESO

9e1ef252

Hija de mi ternura,

manos diligentes

que me han sanado

de crueles ausencias,

ojos que contienen

toda la inmensidad

del amor de Dios;

regresaste a mi vida

para renovar las fuerzas

de mi alma envejecida.

♥♥♥♥♥♥♥

Mi Claudia, mi niña,

te has quedado en mi pecho

como un capullo aromado

de paz y promesas;

y has llenado mis vasijas

con agua fresca y cristalina.

♥♥♥♥♥♥♥

Me has ofrendado colores

que hace mucho no veía

en mi paisaje de dolor.

Mi vida antes estática y fría

se ha colmado de la tibieza

de tu reir.

Y hoy vislumbro un futuro

que antes no sospeché abrazar.

♥♥♥♥♥♥♥

Hoy mis brazos se extienden

tras tus pasos

y una fe nueva

que antes no existía,

me va abrigando el alma

con esta tibia felicidad.

cooltext325383846648025

Dedicado a mi amada hija Claudia cuando regresó al fin de los Estados Unidos

De mi Libro

“Por los bosques del silencio”

♥♥♥♥♥♥♥

Derechos reservados

Safe Creative Cta. 1006080193112

Mi jazmín

Mi jazmín

MI JAZMÍN

2ho93xy

Quiero

que mi hija vuelva

como un jazmín

oloroso

al hogar en calma,

a compartir

conmigo en esta cena,

lo sagrado de mi mesa.

♥♥♥♥♥♥♥

Quiero

que mi hija vuelva

de lejanas tierras,

como una fragante

y encendida vela,

alumbrando mi alma

como una promesa.

cooltext325383846648025

Dedicado a mi amada hija Claudia

cuando ella aún radicaba en Estados Unidos

♥♥♥♥♥♥♥

De mi poemario

“Los girasoles eternos”

♥♥♥♥♥♥♥

Derechos reservados

Safe Creative Cta. 1006080193112

Soy libre

Soy libre (1)

SOY LIBRE

2cpre5g

Hasta pronto

corazón,

ya es tarde.

Una sombra

ya se mece

en tu mirada.

♥♥♥♥♥♥♥

La lluvia

inagotable

de marzo

nos separa.

♥♥♥♥♥♥♥

Y este camino

lacerado

no conduce

hasta tu alma.

♥♥♥♥♥♥♥

Un trueno

alumbra

este silencio,

y de lejos

se divisa 

tu espalda.

♥♥♥♥♥♥♥

¡Al fin soy libre

entre abedules

y rosas

que me hablan

de paz!

♥♥♥♥♥♥♥

Contigo y sin ti

soy gota de lluvia

que descansa

en un cristal.

♥♥♥♥♥♥♥

Soy luz de sol.

Pequeño rayo

encendido

que atraviesa

un valle en flor.

♥♥♥♥♥♥♥

Contigo y sin ti,

soy libre

sin decir adiós.

signature_35

Dedicado a mi amada hija Claudia

en La Florida, Marzo 2,010

♥♥♥♥♥♥♥

De mi poemario

“Tu luz y mis versos”

♥♥♥♥♥♥♥

Derechos reservados

Safe Creative Cta. 1006080193112

Pan tierno

Pan tierno

PAN TIERNO

♥♥♥♥♥♥♥

Hoy miraba una casita que tú habías dibujado, tenía la puertecita torcida, y los colores de tu infancia.  En ese momento, me llené de nostalgia, y de la ausencia del mañana. Pues supe que algún día me hará falta la inocencia de tus manos, suaves, sucias y tiernas. Y no escucharé más en medio de la mañana, tu vocecita pequeña cantando una vieja canción de escuela.

♥♥♥♥♥♥♥

Y en aquel tiempo te buscaré en las hondas pupilas y en los rebeldes silencios. Y le preguntaré a mi cansado corazón: ¿Dónde se fue mi niña? ¿Dónde se me perdió? Y cuando llegue las siete de la noche en nuestro dulce comedor, no sonarán tus risas desdentadas, ni perseguirás a tus hermanos, ni habrá puré derramado en las alfombras. Entonces será la hora más callada, más vacía; la hora de la espera. Y sabré que dentro de ti, a esa niña nunca volveré a encontrarla. 

♥♥♥♥♥♥♥

Por esta nostalgia de mañana, yo quiero abrazarte ahora, que aún está fresco el dolor de mis entrañas. Que aún no te ha robado la vida las canciones de tu boca. Por esta tristeza, hoy quiero saciarme de tu alegría, y del pan tierno de tus seis años.

signature_3

Dedicado a mi amada hija Claudia

cuando tenía 6 años de edad en 1,985

♥♥♥♥♥♥♥

De mi poemario

“Jardines de antaño”

♥♥♥♥♥♥♥

Derechos reservados

Safe Creative Cta. 1006080193112

Ñandubí…

 

Ñandubí

ÑANDUBÍ

307ro0j

Ayer

me alumbraron tus ojos

en el lecho de mi vientre,

cuando ignoraba

lo que traías para mí

en tus pequeñas manos.

Ayer caminabas

con diminutos pies

en el fondo de mis deseos,

y yo cuidaba

de tu alma.

Pero te fuiste escondiendo

pequeña flor

del huerto mío,

que regué en la orilla

de mis azules aguas.

♥♥♥♥♥♥♥

Y mi jardín

perdió tu perfume,

y contigo se fue

la blancura lilácea

de sus atardeceres.

Te busco desde entonces

en los rincones

aletargados

de nuestra casa,

y yo sé

que prados ajenos

te cobijan

y alimentan tus raíces.

Extraña flor amada,

ñandubí* del paraíso,

con negros ojos

de tierna gacela,

¿hasta cuándo

entristeces mis miradas?

♥♥♥♥♥♥♥

Bella luciérnaga

de mi frondoso

valle nocturno,

¿hasta cuándo

detienes tu vuelo?

Regresa,

que ya se encendieron

velas en mi alma

por tu ausencia.

2s0mo8y

Dedicado a mi amada hija Claudia,

en los primeros años cuando emigró

a los Estados Unidos

♥♥♥♥♥♥♥

De mi poemario

“Los girasoles eternos”

307ro0j

Derechos reservados

Safe Creative Cta. 1006080193112

Ñandubí* Sobrenombre que le puse a mi hija por cariño.

6478b605832ebcc0f2ff0ed153d70bd8