Otoño caminante….(Soneto melódico)

 

Otoño caminante

Otoño caminante

OTOÑO CAMINANTE

(Soneto melódico)

Llegarás a mi vera, oh embeleso,

siendo otoño de brumas y letargo

que amodorras mi ser y sin embargo

te recibo en mis brazos con un beso.

♥♥♥♥♥♥♥

Caminante de Mayo, te confieso

que este sol me fatiga y es amargo

y que fresca es la brisa que te encargo

me devuelvas otoño a tu regreso.

♥♥♥♥♥♥♥

Otoñales y pardas hojas lucen

al final en su magia aquellos prados.

Armonía y solaz allí seducen.

♥♥♥♥♥♥♥

Renacer de alegrías se producen

al trinar de los pájaros dorados

que hacia huertas y valles me conducen.

15121538mTQigfgO

De mi poemario

“Por la ruta de la poesía clásica”

♥♥♥♥♥♥♥

Derechos reservados

Safe Creative Cta. 1006080193112

Primer lugar

 

Bello paisaje…(Soneto melódico corto)

Bello paisaje

BELLO PAISAJE

2928vav

(Soneto melódico corto)

Puedo ver rosedales en jardines

plenos, rojos y blancos; matizados.

Dulce aroma se expande entre los prados

mientras vuelan los castos querubines.

♥♥♥♥♥♥♥

Melodía entre notas de rondines

vienen bellas a mí. Ritmos amados.

Vista hermosa de pájaros posados

sobre verdes ramajes y jazmines.

♥♥♥♥♥♥♥

Son parcelas; ofrendas a mis ojos.

Quiero estar aspirando flores gratas

y ante tanta belleza estar de hinojos.

♥♥♥♥♥♥♥

Oir el canto de tiernos petirrojos

desde acacias frondosas y escarlatas;

mientras voy atrapando a los gorgojos.

cooltext325383846648025

De mi poemario

“Por la ruta de la poesía clásica”

♥♥♥♥♥♥♥

Derechos reservados

Safe Creative Cta. 1006080193112

Ñandubí…

 

Ñandubí

ÑANDUBÍ

307ro0j

Ayer

me alumbraron tus ojos

en el lecho de mi vientre,

cuando ignoraba

lo que traías para mí

en tus pequeñas manos.

Ayer caminabas

con diminutos pies

en el fondo de mis deseos,

y yo cuidaba

de tu alma.

Pero te fuiste escondiendo

pequeña flor

del huerto mío,

que regué en la orilla

de mis azules aguas.

♥♥♥♥♥♥♥

Y mi jardín

perdió tu perfume,

y contigo se fue

la blancura lilácea

de sus atardeceres.

Te busco desde entonces

en los rincones

aletargados

de nuestra casa,

y yo sé

que prados ajenos

te cobijan

y alimentan tus raíces.

Extraña flor amada,

ñandubí* del paraíso,

con negros ojos

de tierna gacela,

¿hasta cuándo

entristeces mis miradas?

♥♥♥♥♥♥♥

Bella luciérnaga

de mi frondoso

valle nocturno,

¿hasta cuándo

detienes tu vuelo?

Regresa,

que ya se encendieron

velas en mi alma

por tu ausencia.

2s0mo8y

Dedicado a mi amada hija Claudia,

en los primeros años cuando emigró

a los Estados Unidos

♥♥♥♥♥♥♥

De mi poemario

“Los girasoles eternos”

307ro0j

Derechos reservados

Safe Creative Cta. 1006080193112

Ñandubí* Sobrenombre que le puse a mi hija por cariño.

6478b605832ebcc0f2ff0ed153d70bd8

Pájaro de otoño

 

Pájaro de otoño

Pájaro de otoño

2afk0m0jpg

Otoño que te has ido

descalzo entre la hierba;

que no me has dado el hoy;

ni me has dejado

saborear tu tristeza.

♥♥♥♥♥♥♥

Otoño que te alejas

como un pájaro gris

húmedo de llanto,

hacia tus prados silenciosos

donde yo no puedo entrar.

♥♥♥♥♥♥♥

Tú eras la música

que Dios guardaba para mí,

oculta en el otoño frágil

de tus hojas.

♥♥♥♥♥♥♥

Otoño ausente y vano

que te has quebrado en mí,

ya no puedo rescatar

ni un trozo de tu alma.

♥♥♥♥♥♥♥

Mañana será invierno;

y nuevos silencios

golpearán mis ventanas.

♥♥♥♥♥♥♥

descarga (2)

De mi poemario:

“El azul de la vida”

♥♥♥♥♥♥♥

Derechos reservados

Safe Creative Cta. 1006080193112