Regalo idóneo….(Prosa)

(Foto verdadera de mi Tobi)

Regalo idóneo

 2cogeo0

Padre, que desde antaño te paseas en mi dolor, ¿cómo no ibas a estar tú en este preciado jardín? En un recodo de finas hiedras, te he sembrado, con tu saludo musical, y tu sonrisa plena de ayer.

Estabas entrando a nuestra casa; ¿fue en Octubre? no lo sé….¿Fue en uno de esos veranos que agonizan esperando al otoño? quizás…

Pero llegaste junto a un sol travieso, que danzaba en las paredes, y yo tenía once años, ¿lo recuerdas?

Llegaste con la sorpresa más tierna, diciéndome entre sonrisas: -«Mete tu mano en mi saco.» – Y toda curiosa de ojos y manos, hurgué en tu bolsillo, y me topé con un montoncito de suave pelaje blanco, que dormía tibiamente ovillado. 

Nunca se irá de mi alma, este regalo que le hiciste a mis mejores años. Le puse por nombre: «Tobi», y fue la inocente compañera de mis juegos y correrías adolescentes, mi perrita blanca, como una mota entalcada y alegre, alborotó de emociones la época más pura de mi vida.  Padre, nunca te lo he dicho, pero ella nos inició en la escuela de la ternura, en el plácido hogar.

Fue el regalo más idóneo, para mi ancho corazón. Padre, hoy mi amor se nutre de aquel lejano recuerdo, y tus miradas; como las palabras que pronunciaste tan sólo ayer: -«Yo te extraño hija.»-

2ch8gtg

Prosa escrita cuando mi padre aún vivía

De mi poemario:

«Jardines de antaño»

Derechos reservados

Safe Creative Cta. 1006080193112

 

 

Orquídeas muertas

ORQUÍDEAS MUERTAS
Allí yace hija amada
la jaula vacía
en un rincón anclada,
aquella donde habitó Facundo,
tu tierno pajarillo gris,
redondo como motita de algodón,
ave soñada…
que tus manos amorosas
recogieron una tarde de nostalgia.
♥♥♥♥♥♥♥
Y tus mustias macetas
donde se lucían glamorosas
las orquídeas, ¡qué pena, ay!
me ha dado el verlas muertas…
eran moradas y blancas,
pintaditas de ilusión…
que tus manos amor les prodigaban,
pero sus hojas polvorientas
yacen solas,
ni una flor tus miradas
han vuelto a acariciar.
♥♥♥♥♥♥♥
Y yo te amo con ternura
Natalie, prenda mía…
que trabajaste en vano
para ver el sueño
de tus orquídeas,
que hoy permanecen sin vida.
descarga (2)
Dedicado a mi amada hija Natalie
De mi poemario «Secretos de mi alma»
Año 2,017
♥♥♥♥♥♥♥
Derechos reservados en Safe Creative
Cta. Nro. 1006080193112